Web Zarco

Mota del Cuervo

Tablón de AnunciosTablón de Anuncios
Mensajes a móvilesMensajes a móviles
PAZPAZ
S.O.S.S.O.S.
SKA-PSKA-P
El Rincón EcologistaEl Rincón Ecologista
Mundo CeltaMundo Celta
OcioOcio
Todo para tus viajesTodo para tus viajes
Una partidita de MUSUna partidita de MUS
OrganismosOrganismos
UniversidadesUniversidades
Bancos y CajasBancos y Cajas
DiariosDiarios
BuscadoresBuscadores


Autor: Gustavo Zarco

Mota del Cuervo MOTA DEL CUERVO
"El balcón de la Mancha"
Orígenes


     El carácter del terreno hizo que los pueblos prehistóricos no se asentaran en la zona, ya que no hay refugios naturales fácilmente protegibles, por lo que era una tierra de paso.

      En la Mancha, pocos son los restos del Paleolítico que se pueden encontrar. Los más significativos son a partir de finales del Neolítico, (dos mil años antes de Cristo).

      Quizá fue en estas latitudes donde se unían los pueblos íbero y celtíbero. El pueblo celtíbero fue base de otro pueblo: "los olcades" que procedían del norte y que poco a poco fueron empujados por los lobetanos, bajando por el cauce del río Záncara.

      Durante la época romana esta zona perteneció desde un punto de vista político-administrativo y sucesivamente a la llamada Celtiberia prerromana, a la Hispania Citerior y tras las reformas del emperador Augusto a la provincia romana de la Cartaginense.

      En el período visigodo la característica fue la escasa población, coincidiendo con la tónica general del momento previo a la llegada de los musulmanes a la península ibérica en el año 711.

      A partir de finales del siglo XI esta área donde se incluye Mota del Cuervo, comenzaría a tener un carácter fronterizo, por lo que se encontrará expuesta a los avatares de la pugna bélica entre cristianos y musulmanes.

      En el siglo XIII se inicia lo que se ha venido denominando como repoblación ocupación del territorio de ésta área manchega.

      Sobre Mota del Cuervo, los datos más antiguos nos llegan de 1325 a 1350. Tiene su origen en el Pozo de la Aldea expansionandose luego hacia el norte, en dirección a la sierra. En Mota convivían varias razas: judíos, moriscos, cristianos...

      Mota del Cuervo perteneció a la Orden de Santiago, siendo esta Orden militar la que tuvo fuerza político-civil-religiosa sobre el pueblo, como se puede apreciar en varios edificios de la localidad. Las fuentes hablan de la presencia en la sierra de un castillo de esta orden, donde, según la tradición se celebraba alguna asamblea.

      Dentro de dicha orden, esta villa formaba parte del llamado Común de la Mancha, junto a otros quince lugares y villas del entorno. El Común era una asociación entre pueblos con fines ganaderos y fiscales; el de la Mancha fue aprobado en 1353 y es significativo cómo en el documento constitutivo se llama a esta villa El Cuervo.

      En tiempos de los Reyes Católicos se reanima el proceso poblacional. Aumento demográfico y concentración urbana en escogidos y potenciados núcleos serán las características de este nuevo episodio repoblador y que acabará con asentamientos primitivos, tal es el caso de Manjavacas.

      Mota experimenta una evolución demográfica desde finales del siglo XV hasta fines del XVI claramente positiva, pasando de 190 vecinos en 1494 a 750 en 1604.

      El siglo XVIII comienza con una acumulación de excedentes demográficos en esta comarca manchega. Se producen buenos resultados agrícolas gracias a la dulcificación climatológica y a la roturación de montes y baldíos.

      En el pueblo estuvo instalada la Casa de la Inquisión y un convento de los P.P. Trinitarios.

      A comienzos del XIX Mota pasa definitivamente a pertenecer a la provincia de Cuenca, tras la reorganización político-administrativa de Javier de Burgo en 1833 (hasta entonces estaba incluida en la de Toledo).

[WEB_ZARCO] [MOTA_DEL_CUERVO] [TABLÓN] [MENSAJE_MóVIL] [POR_LA_PAZ] [S.O.S.] [SKA-P] [ECOLOGíA] [MUNDO_CELTA] [OCIO] [VIAJAR] [MUS] [ORGANISMOS] [UNIVERSIDADES] [BANCOS] [BUSCADORES]